estoy apático

Escrito el 29 octubre, 2017, a las 10:43, en pijama.

Esta entrada tiene 0 comentarios

Apático es una nueva palabra que he aprendido hace poco, no estaba dentro de mi lenguaje habitual, pero mi pareja la utiliza a menudo, pues hoy me he levantado apático, no tengo ganas de nada, ni de salir, ni de entrar, estoy como si llevara unos zapatos de cemento, no me encuentro con ganas de nada, es un domingo raro, quizá sea porque he dormido una hora más y me ha sentado mal tanto sueño, no lo se, pero hoy no tengo el chocho para limonadas. Cuando tienes uno de estos días es una verdadera putada, no sabes bien como te sientes, ni lo que quieres, la verdad es que tiene pinta de hacer un día precioso como para salir a tomar algo a una terraza, pero estoy cansado, sin fuerzas, sin ganas. Mi madre, que siempre tiene una energía sorprendente ya ha salido a pasear y ha traído unas cuantas rosas para llevar al cementerio, no se de donde las habrá sacado, pero que más da. Yo saldré a la calle, sobre todo si mi santa madre tiene a bien dejarme un par de euros para tomar un café con leche, no quiero pasarme el día encerrado, lo que [Hay mas que leer, pincha aquí...]
el saco se sigue llenando

Escrito el 26 octubre, 2017, a las 10:11, en pijama.

Esta entrada tiene 4 comentarios

Es cuando llega el frio y las defensas bajan cuando mejor y peor me encuentro, llevamos ya unos días con frio y he pillado un resfriado importante, este es el segundo día que no puedo salir de casa, solo tengo unas décimas de fiebre, tos carajillera y muchos mocos, pero aún así mi santa madre no me deja salir de casa, llevo dos días en cama, aunque presiento que hoy me escaparé a tomar un café, tampoco se trata de estar todo el día en la cueva, aunque parezca un oso no veo que deba comportarme como uno en realidad. No obstante, son estos días, los que pasas encerrado en la cueva, metido en la cama, sin nada mejor que hacer que leer o pensar, los que determinan en realidad que puedas aclararte un poco la mente, como ya sabéis a mí me encanta estar en soledad, paso mucho tiempo solo, pero cuando estoy enfermo me agobio, me apetece salir y reírme un poco, aunque estoy bastante jodido como para hacerlo la verdad, voy a base de Dolocatil para la inflamación y el mal de cabeza y con el termómetro cerca para vigilar que la fiebre no me suba más [Hay mas que leer, pincha aquí...]
la negación

Escrito el 21 octubre, 2017, a las 13:56, cabreado.

Esta entrada tiene 2 comentarios

He vivido la mayor parte de mi vida negando lo que soy en realidad, negando a mi mismo y al resto de la humanidad lo que soy, lo que siento, lo que pienso, lo que quiero ser, vivo en un mundo de negación absoluto, ya traspasando la barrera del nihilismo absoluto, voy un paso mas allá, ya no me quedo en la negación de todo tipo de autoridad existente, ahora también niego toda forma de vida, todo sentimiento, toda irradiación de felicidad, vivo en un mundo de negación. Es como si estuviera obligado a no ver, no escuchar y no hablar, me siento bien en soledad, es el momento en el que me siento feliz realmente, quiero salir de mi caparazón, quiero ser normal, quiero ser uno más del grupo, quiero que me vean como una persona más, pero en realidad, al mismo tiempo, siento que no lo soy, me estaría engañando a mí mismo si lo hiciera, no soy una persona más, no soy especial, soy diferente, y eso me obliga a seguir dentro de un caparazón que cada día duele más y más. El “pienso, luego existo” para mi es un absurdo total, yo pienso, pero no tengo [Hay mas que leer, pincha aquí...]
mi mente es un campo de grillos

Escrito el 18 octubre, 2017, a las 15:26, fumando.

Esta entrada tiene 0 comentarios

Tengo un déficit de la atención, me cuesta centrarme en algún tema o elemento en concreto, tengo hiperactividad mental, mi mente funciona a un ritmo que soy incapaz de controlar, tengo un descontrol acelerado de los impulsos, soy muy impulsivo, incluso para llegar a la violencia si es necesario, soy propenso a la depresión profunda, esto me ha llevado a tres intentos de suicidio por que cuando me hundo lo hago en modo bestia, tengo un desdoblamiento leve de la personalidad, esto no se muy bien que significa, pero supongo que es debido a que bien un día puedo ser la persona más feliz del mundo como al día siguiente puedo ser un ogro gruñón de los más insoportable. Para mi la vida es un camino difícil de transitar, no consigo hacerme con ella, es como si cada día fuera un nuevo reto para mí. Llevo muchos años en manos de profesionales para la mayoría de las “dolencias” mentales que padezco, pero aún así, en este último año todo ha ido a peor, no se decir cual ha podido ser el detonante, si es que en realidad existe un detonante, pero lo que es cierto es que lo que llevo [Hay mas que leer, pincha aquí...]
durmiendo al señor oscuro

Escrito el 13 octubre, 2017, a las 12:45, de buen humor.

Esta entrada tiene 3 comentarios

Por extraño que pueda parecer o incluso tonto, para alguien como yo enterrar la oscuridad que nubla mi mente es algo de lo más duro que se pueda llegar a imaginar, con la llegada de las buenas nuevas estoy intentando cambiar todo dentro de mí, el esfuerzo es titánico, y me está costando muchísimo, aún así, tengo esperanza de poder hacerlo por mí mismo, bueno, tampoco me voy a engañar, tengo mucha ayuda externa para conseguirlo. En la UCA me felicitan cada vez que voy por el esfuerzo que estoy haciendo para dejar totalmente el alcohol de lado, puede parecer una tontería, más que nada por que no soy alcohólico, pero si debo reconocer que el alcohol ha sido siempre un mal compañero de juergas para mí, es el detonante más sencillo para hacer que me ponga nervioso y violento, y aún sin andar borracho, las he liado muy gordas, “gracias” al alcohol he estado muchas veces atado a una camilla, y es una de las cosas que debo cambiar, ya son dos meses limpio, veremos lo que aguanto, de momento lo estoy haciendo bien, aunque creo que la pastilla que me dan es simplemente un placebo, ya que echarlo [Hay mas que leer, pincha aquí...]